Con el desarrollo de megaproyectos, la liberación de sospecha de minas antipersonal de más de 160 municipios, la neutralización de más de 200.000 artefactos explosivos, el mantenimiento de 1332,28 kilómetros y la pavimentación de 71,48 kilómetros de vías en 31 departamentos, la construcción de 39 puentes en todo el país y el aporte que se ha realizado a la conservación del medioambiente en la última década, los Ingenieros Militares del Ejército Nacional conmemoran 205 años de existencia, generando progreso y desarrollo para toda la población colombiana.

En la actualidad el Arma de Ingenieros posee un pie de fuerza de más de 25.000 hombres altamente entrenados, capacitados y dotados, para solucionar y satisfacer en el ámbito de la seguridad integral y de los escenarios multimisionales las necesidades básicas de las poblaciones colombianas. Por ello, está fortalecido con tres brigadas: la Brigada Especial de Ingenieros Militares, la Brigada de Construcciones, la Brigada de Desminado Humanitario y el Centro Nacional Contra Artefactos Explosivos y Minas (Cenam).

En este equipo, con trabajo irrestricto, profesionalismo y compromiso, nuestros Héroes Bicentenarios han llevado bienestar a las comunidades más apartadas del territorio nacional, devolviendo la esperanza y las ilusiones de un mejor mañana. Su trabajo, que los ha catapultado como una de las Armas fundamentales para la institución, es un desafío que se ha convertido en la oportunidad para generar estabilización en seguridad, así como en ambientes sociales, económicos, ambientales y culturales.

Es precisamente con este trabajo que los Ingenieros Militares han logrado imponerse en la historia del país como una fuerza con saberes múltiples y capacidades diferenciales que no solo han contribuido a la estabilización social y económica de la población colombiana, sino también han logrado generar esperanza para aquellas familias que por contextos de violencia han tenido que salir de sus tierras y dejar todo por lo que un día trabajaron.

En este contexto entra a jugar un papel muy importante la Brigada de Desminado Humanitario, pues gracias al trabajo de los Héroes Bicentenarios desminadores se ha logrado entregar 167 municipios libres de sospecha de contaminación de minas antipersonal. Además, desde el año 2005, han liberado cerca de 8.800.000 metros cuadrados, destruyendo más de 4000 minas antipersonal, 1453 artefactos explosivos improvisados y 946 municiones sin explosionar, trabajo que sin duda no solo salva vidas, sino que fortalece el tejido social de centenares de comunidades.

Al igual que el desminado, los Ingenieros Militares han contribuido a la construcción de vías en todo Colombia con la Brigada de Construcciones, la cual con sus cuatro batallones desarrolla proyectos principalmente de infraestructura vial en regiones de difícil acceso, donde se dificulta la acción de la empresa privada y se requiere la intervención del Estado para atender las necesidades de esas comunidades, como sucede con el proyecto Transversal de la Macarena, en Mesetas, y Uribe, en el departamento del Meta; Junín, en Barbacoas, Nariño; la vía Tibú-La Gabarra, en el Catatumbo, o el trabajo que desde 2017 se ha realizado en Mocoa, Putumayo.

Como parte de un esfuerzo de la institución, a través de sus Ingenieros Militares, es importante destacar el trabajo de la Brigada Especial de Ingenieros, que con su Batallón de Ingenieros de Operaciones Especiales ha logrado la conectividad de los colombianos mediante la construcción de 39 puentes metálicos modulares semipermanentes y la perforación de 13 pozos profundos para abastecer de agua a las comunidades que carecen de este servicio. Así es el trabajo abnegado de los Héroes Bicentenarios de las diferentes unidades de atención de emergencias desplegadas en todo el país, quienes han realizado el apoyo en 432 situaciones de emergencia y beneficiado a más de 6 millones de pobladores. El apoyo que prestan a través de los grupos EXDE y EXDE DELTA contribuye asimismo a la lucha contra los artefactos explosivos y, a su vez, ayudan a disminuir el impacto de víctimas.

En cuanto a los procesos ambientales en la institución, la labor de los Ingenieros Militares ha sido fundamental, pues ha liderado los proyectos más ambiciosos en cuanto a la restauración de áreas de importancia ecológica a través de 7 proyectos ambientales: propagación de frailejón,  Bombardeo Verde, Viveros Forestales Castrenses, propagación de palma de cera, medición de huella de carbono, y Sembrando Paz, Vida y Reforestación, así como con la restauración del cerro Medellín, y el desarrollo de operaciones militares para el control de delitos ambientales que generan deforestación, lo que conocemos actualmente como Artemisa, plan que cuenta con más de 3500 hombres del Ejército Nacional.

De esta manera, Ingenieros Militares continuarán uniendo esfuerzos y demostrando con sus capacidades diferenciales el esfuerzo no armado que hoy aporta a la reingeniería social, así como a la edificación, hecha con sus manos, a una paz estable y duradera, ayudando a hacer realidad el ideal del pueblo colombiano.

¡Avante Ingenieros, siempre hay algo más por hacer!

0 Comments
Friday, October 4, 2019 By AndreRicoF