Dos integrantes del GAO residual se someten a la justicia en el suroriente del país 

Entre sus razones se encuentra, que son obligados a sostener enfrentamientos con grupos armados ilegales y disidencias de las Farc, con quienes se disputan los corredores de movilidad del narcotráfico sobre los ríos Caquetá y Putumayo.

La ofensiva que mantienen las Fuerzas Militares de Colombia en contra de los Grupos Armados Organizados residuales en los departamentos de Caquetá y Putumayo, conllevó al sometimiento a la justicia de dos integrantes Grupos Armados Organizados Residuales de las FARC, uno de ellos alias “Tocayo” de la Estructura “Carolina Ramírez” y el otro sujeto, de la estructura 48 “Comandos de Frontera”.

Alias Tocayo, de 29 años, pertenecía desde hace aproximadamente tres años a las filas del Grupo Armado Organizado residual, Estructura Carolina Ramírez, comisión liderada por alias Danilo Albizú. Tocayo se sometió a la justicia de forma voluntaria, por causa de represalias en su contra y de su familia, después de ser herido durante enfrentamiento contra el GAO residual Estructura 48 Comandos de Frontera, en el departamento de Caquetá.

El otro integrante, tiene 37 años, y desde hace dos años pertenecía al Grupo Armado Organizado Residual E-48 “Comandos de Frontera”, integrando los anillos de seguridad de la comisión de alias “Sombra”, además se encargaba de transportar munición y armamento entre las comisiones de este grupo armado, ubicadas a lo largo del río Putumayo.

De acuerdo con lo establecido a través de los testimonios de los sometidos a la justicia, los Grupos Armados Organizados residuales que delinquen en la región están reclutando jóvenes con falsas promesas de dinero y una vez ingresan a sus filas, no reciben el pago prometido además de recibir amenazas contra su vida y la de sus familias, con el fin de obligarlos a cometer delitos como: homicidios selectivos, cobros de extorsiones, procesamiento de narcóticos y enfrentamientos armados entre grupos armados ilegales y disidencias de las Farc, con quienes se disputan los corredores de movilidad del narcotráfico sobre los ríos Caquetá y Putumayo. 

Los disidentes fueron puestos a disposición del Grupo de Atención Humanitaria al Desmovilizado y Apoyo al Sometimiento Individual a la Justicia (GAHD-ASIJ), donde continuarán los trámites respectivos que garantizarán los beneficios durante el proceso de sometimiento a la justicia.

La Armada de Colombia continúa a la ofensiva en el suroriente colombiano, desarrollando operaciones conjuntas, coordinadas e interinstitucionales, que desarticulen las estructuras criminales y factores de inestabilidad que afectan el desarrollo y seguridad, protegiendo la integridad de los menores de edad y demás población civil en esta zona del país.

Fuente: prensa – Fuerza Aérea Colombiana 

0 Comments
Tuesday, January 11, 2022 By merybra